Google+ Badge

Google+ Followers

Seguidores

Translate

jueves, 23 de febrero de 2012

ALBURA

Explota la mañana y la burbuja blanca
de luz esmerilada cae sobre los cuerpos
y simultáneamente en las miradas,
movimientos y gritos, posturas y paradas;
en árboles, asfaltos, aceras, aceros.

Ese claror nos llama desde adentro
nos gana la mañida plana
y caminamos sustrayéndonos
del viento, de la frescura humana
y dejamos de ser por un momento.

Nos precipitamos casi huyendo
del borrón, desleidos, atizándonos
del escándalo de la albura
y nos acecha el cielo solamente,
la ira del glaucoma y la ceguera.

Amílcar Luis Blanco  (Pintura de Ernest Descals)