Google+ Badge

Google+ Followers

Seguidores

Translate

sábado, 17 de octubre de 2015

LAS SIERPES



En el ocaso de la espalda fría
caen la tristeza y la melancolía.
Caen juntas, por detrás, se necesitan.
Y siempre entre silencios. Nunca gritan.

Sierpes de una especial naturaleza.
En la mano se apoyan las cabezas
y en los brazos, sus cuerpos extendidos,
serpean sus fatídicos sentidos. 

En párpados cerrados de quienquiera se duela
ellas anidan, guardan la ponzoñosa muela.
En tardes neblinosas despiertan  sus anhelos
y en lágrimas condensan el vapor de sus cielos.

Amilcar Luis Blanco ("Una joven mujer" oleo sobre tela por Henry Matisse)