Google+ Badge

Google+ Followers

Seguidores

Translate

domingo, 26 de junio de 2016

ENCUENTRO




Hubo el sonido inmenso de la playa;
ese ruido conspicuo y acendrado
como el brillo de acero de tus ojos.
Mis besos resbalando en las montañas
de tus pequeños pechos
y la cantera tenue de tu boca.
Y después el silencio de sal en mis oídos
y mis manos jugando en la vendimia
de las uvas celestes madurando en la fiebre.
Los sarmientos de sangre respiraban
primaveras de otoños en la fuente
de nuestros cuerpos tensos como el día.

Amílcar Luis Blanco ("Amantes 2", oleo sobre lienzo de Cesar Carranza)