Google+ Badge

Google+ Followers

Seguidores

Translate

viernes, 22 de junio de 2012

LLEGAR










Llegar como llegaban los guerreros
después de la batalla
con los cuerpos cansados y las armas caidas
y entrar de pronto en la serena lumbre
prometida en tus ojos
y saborear la miel y la ambrosía
en tu lengua y tus labios;
en esa boca de capullo denso
que se pliega al estambre cuando crece
y levanta de nuevo
la estatura robusta de la adarga.

Y sentirme inusual, recien llegado,
a la matriz de fuego atesorado
que da tibieza, holgura confortable,
en el centro de hogar que constituye
el interior transido y el regazo
de tu existir tendido a mi deseo.
Y amarte sin cesar hasta que rueden
de las estanterías los objetos
envolviendo con golpes de silencio
la música frutal de nuestros cuerpos.

Amilcar Luis Blanco  (Pintura de Angel Ramiro Sánchez)