Google+ Badge

Google+ Followers

Seguidores

Translate

lunes, 18 de junio de 2012

A una mujer desnuda que bailaba


Sólo quería éso, sólo éso;
verte desnuda dentro de la noche;
las gemas de tus senos y tus muslos
contra los claroscuros azulados;
lámparas estallando en los ocasos,
lavando en luz tu frente y tus mejillas.

Sólo quería verte en vagas ropas,
sin collares siquiera, transparente;
surgiendo de tus ancas los pimpollos
de tus rosáceas carnes ascendiendo.
Quería ver la lumbre de los ojos
ardiéndote en el centro de las cejas.

Y meter mi mirada en tu ritmo interior,
esa jarana, animando la fiesta de tu cuerpo
y que te balancearas
en tripas de violines y de chelos,
sonando entre metálicos tambores
y guitarras eléctricas.
Sudores en tu piel que reflejaran,
patinados, tus fuegos y fulgores.

Y tus sonrisas, dijes de la luna,
mostrándome esos labios
que decían "te quiero"
y dibujaban besos alados y ligeros.

Amílcar Luis Blanco  ("Mujer bailando" obra de Muirne Alonso)