Google+ Badge

Google+ Followers

Seguidores

Translate

lunes, 21 de noviembre de 2011

Tú, yo…


Tú, regalándome con tu mirada
hasta untarme de luz y penetrarme
la misma encrucijada de las venas,
dejándome tu risa repartida en la sangre.

Tú, dándome tus manos hechas viento
sobre mis rojedades como sobre amapolas
soplándome la prisa de tu aliento,
abierta, desnudándote y a solas.

Yo, queriendo salir desde tu cuerpo,
brotar desde tu vientre,
crecer entre tus manos,
rozado por las suaves caricias de tus palmas.

Yo, dejando que mis ojos,
como uvas verdes vivas,
se acrecienten adentro de los tuyos
hasta estremecernos juntos en la hondonada del suspiro.


Amílcar Luis Blanco (Pintura por Angel Ramiro Sanchez)